UN EX EMELEC REVELA MALTRATO LABORAL

0

Omar Asad dejó en las últimas horas de ser el técnico de San José de Oruro de Bolivia, al que había llegado a principios de año, en medio de una durísima crisis institucional que vivió en carne propia: apenas cobró por su trabajo, estuvo casi un mes sin comer junto a sus colaboradores y lo dejaron dos días sin alojamiento.

«Estuve dos días en la calle, sin hotel, sin nada… Estuvimos casi un mes sin comer, sin almuerzo ni cena todo mi cuerpo técnico. Nos manteníamos a café, a mate, a galletitas dulces… que era chatarra. Estuve en cuatro hoteles en un mes y medio. Ahora me río, pero es lamentable», afirmó el entrenador en diálogo con Deporte Total.

La prensa boliviana afirma también que, en dos meses de trabajo, el Turco y sus colaboradores apenas cobraron 290 dólares, por lo que un grupo de hinchas debió juntar dinero para sus alimentos. Los problemas económicos del club también afectaron al plantel, que debió hacer una huelga por falta de pago. En el certamen, el equipo se mantiene octavo, a tres puntos de los líderes.

«Realmente no creo que vuelva. Salvo que cambie la situación económica e institucional. Debería venir gente que aporte dinero. El presidente (Huáscar Antezana) se está manejando sin plata así que la llegada de gente de afuera con recursos le va a venir muy bien», aconsejó el técnico.

El pasado 7 de marzo, el presidente decidió echarlo y debió dar marcha atrás por el desacuerdo de los socios y el plantel. Igual, su alejamiento actual, que coincide ahora con el parate del fútbol local por la pandemia de coronavirus, se mantiene: «Me gustaría volver y cumplir mi contrato, que lo firmé por un año. Ojalá se solucionen los problemas que aquejan al club porque todos estamos de paso pero lo que queda es San José».

FUENTE: TYC SPORTS

Leave A Reply

Your email address will not be published.

9 + 1 =